Una cinta Betamax de test y demostración de 1988, con su calibración de colores y carta de ajuste

Alguien ha digitalizado, remasterizado y publicado en Reely Interesting una de las cintas de test y demostración de vídeos Sony de 1988. En concreto era la del Sony ED Beta, una versión mejorada del Betamax en versión doméstica. Se puede ver para relajarse o como curiosidad histórica sobre cómo funcionaban este tipo de cintas en la época neolítica de los vídeos caseros.

Aunque aquí está escalada hasta 4K, la versión original reproducía unas 500 líneas horizontales, lo que vendría a ser 500p de hoy en día (en el que 720p se considera una resolución normalita, solo empeorado por los 625, 525 o 360p). En comparación, el vídeo VHS eran entre 250 y 400 líneas.

Tiene todo lo que cabría esperar de una cita de demostración de este tipo, incluyendo sus bandas de color y calibración y una carta de ajuste en blanco y negro con su almenado, retícula, círculos, finas líneas y patrones que producen un poco de moiré. Lo más divertido es quizá que al ser japonesa está llena de… ¡Dragones! El resto de la demo tiene secuencias grabadas en entornos idílicos con vívidos colores, propios de escaparate de tienda, aunque la transferencia de color es un poco limitada y hoy en día resulta poco realista, claro. Con la cinta original dicen que venía una tarjeta de calibración de color, de modo que comparabas lo que veías en la tarjeta con el color del televisor y podías ajustarlo adecuadamente (saturación, contraste, etcétera). Al final del vídeo tiene algo de sonido Dolby Surround aunque quienes lo han medido con herramientas adecuadas dicen que tampoco es extremadamente preciso en la respuesta de las frecuencias.

Relacionado:

Video 2000: el tercer formato en las «guerras del vídeo»
Beta vs. VHS
Betamax vs VHS: ¿Leyenda Urbana?
Uno de los primeros aparatos videograbadores: el Sony CV-2100
Cómo funciona un televisor, visto a cámara superlenta
La compleja historia de los «fotogramas por segundo» en cine y TV
LCCS: el monitor «híbrido» hijo de la «guerra de las tecnologías»
30 años de vídeos domésticos
VHS Camcorder: regreso a la pésima calidad (¿quién necesita HD?)
Un final digno para las viejas cintas VHS (o Beta) (o 2000)

# Enlace Permanente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.